Skip links

Revitaliza tu Marca: Guía para brillar de nuevo

A veces llegamos a un punto en la vida donde nos vemos al espejo y detestamos nuestro peinado, nuestra ropa y nuestro estilo; sentimos que tenemos la vida al revés y no podemos soportar ni un segundo más en LinkedIn viendo cómo otros publican sobre sus trabajos soñados y vidas perfectas. Bueno, así es como muchas marcas se sienten cuando se dan cuenta de que su identidad visual, sus mensajes u objetivos ya no están generando resultados ni impacto.

Por lo tanto, no hay otra solución que optar por el tan temido rebranding: el cambio de look empresarial. Sabemos que esta decisión puede ser complicada y riesgosa si no se hace correctamente, es por esto, por lo que aquí encontrarás 5 tips para revitalizar tu marca y no morir en el intento.

Tip 1: Haz un trabajo de introspección y analiza el propósito de este rebranding. ¿Por qué y para qué lo estás haciendo? ¿Sientes que los consumidores ya no se identifican contigo? ¿Estás pasando por una crisis? ¿Ha cambiado el objetivo de tu negocio? ¿Hay marcas muy similares a la tuya? Al entender dónde estás y hacer un diagnóstico de tus necesidades y objetivos, podrás evaluar si el rebranding es la solución adecuada. Para esto puedes utilizar herramientas como un árbol de problemas, donde podrás descubrir las raíces y consecuencias reales. Se parece un poco a cuando te duele la cabeza y tu mamá te dice: “Probablemente sea porque estás todo el día en el celular.” Si bien el uso excesivo de dispositivos puede ser un factor, no es la única causa del dolor de cabeza. Del mismo modo, en el ámbito de las marcas, es importante identificar las causas subyacentes para tomar decisiones estratégicas y no confundir las cosas.

“…“Al entender dónde estás y hacer un diagnóstico de tus necesidades y objetivos, podrás evaluar si el rebranding es la solución adecuada.”…”

Tip 2: Conoce la percepción del público objetivo y sus necesidades. Lo que sentimos como empresa no es lo mismo que captan los otros. Para eso puedes realizar encuestas, mapas de empatía, focus groups o entrevistas con el objetivo de comprender la mente y opiniones de tus stakeholders. ¿Qué les gusta de tu marca? ¿Qué les gustaría ver mejorado? Este feedback te permitirá tomar decisiones informadas durante el proceso. Otra forma de entender las necesidades de tu público es desde sus pains e insights, para los que no entienden de lo que estoy hablando, me refiero a esos dolores o hallazgos característicos de tus públicos que te permiten conectar y crear soluciones coherentes frente a sus inconvenientes. En La Marcadería utilizamos el humor como herramienta para hacerlo, sin embargo, It´s up to you. Si te interesa esta metodología, no dudes en llamarnos.

Tip 3: Descubre tu esencia y crea una narrativa. Sumérgete en el corazón de tu marca y entiende qué la hace única. ¿Cuál es tu historia? ¿Cuáles son tus valores fundamentales? Esto te permitirá conectar emocionalmente con tu audiencia, crear un vínculo y establecer mensajes coherentes. Lo anterior lo puedes conseguir creando una lista de tus valores más característicos y compararlos con tu competencia. Aquel que te identifique y no haya sido colonizado, servirá para posicionarte frente a otros.

Tip 4: Entiende el entorno. Al analizar el mercado y la competencia podrás comprender qué estrategias están utilizando otras marcas, qué valores, colores o formas predominan en la categoría. De esta manera, identificarás oportunidades y tendencias para posicionarte de forma única y creativa. Te sugerimos hacer pequeños benchmarkings o matrices de posicionamiento, dónde analices los atributos más importantes de la categoría y definas dónde quieres posicionarte, así le darás un norte claro a tu estrategia.

Tip 5: Mantén informados a tus públicos. Si como empresa comunicas de forma transparente y proactiva el proceso de rebranding, tus públicos podrán sentirse escuchados y parte de tu marca.La comunicación abierta generará confianza, fidelidad y compromiso con ellos. Para esto, podrías mostrar el detrás de cámaras de tu rebranding, creando un contenido backstage; podrías hacer campañas de expectativa sobre ese cambio o, incluso, habilitar canales exclusivos para escuchar qué piensan tus públicos. Lo importante aquí es que se sientan parte de la familia y disfruten al igual que tú de este proceso.

“… “Si como empresa comunicas de forma transparente y proactiva el proceso de rebranding, tus públicos podrán sentirse escuchados y parte de tu marca.”…”

Y así, mis queridos rebranders, llegamos al final de nuestro viaje. Espero que estos consejos los hayan inspirado a darle un nuevo impulso a sus marcas. Recuerden, el rebranding no tiene por qué ser un proceso aburrido. Y, si se pierden en el camino, ¡En La Marcadería somos expertos en darle un nuevo look a las marcas sin que sus consumidores dejen de reconocerlas si se la cruzan por la calle! Contáctenos y demos el primer paso para hacer realidad sus sueños.

Mariajose Salcedo Parra
Autora

Desliza
Desliza